Costo del inventario – NIC 2

  • Compartir
  • Modo noche
  • Modo nocturno

El costo del inventario comprende todos los costos de adquisición, los costos de transformación y otros costos en los que se haya incurrido para situar dichos inventarios en su ubicación y estado actuales.

Costos de adquisición

Los costos de adquisición de los inventarios comprenden el precio de compra, los derechos de importación y otros impuestos distintos de los que la entidad pueda recuperar posteriormente de las autoridades tributarias, así como los costos de transporte, manipulación y otros costos directamente atribuibles a la adquisición de los productos terminados, materiales y servicios.

Los descuentos comerciales, las rebajas y otras partidas similares se deducen al determinar los costos de adquisición.

Descuentos y rebajas

Los descuentos y rebajas contractuales se anticipan si es probable que se hayan obtenido o se hagan efectivos, las rebajas y descuentos no contractuales no se anticipan, esto no se contempla explícitamente en la NIC 2, pero puede aplicarse por analogía a partir de la NIC 34.

Costos de transformación

Los costos de transformación incluyen:

  • Los costos estrictamente relacionados con las unidades de producción, por ejemplo, los materiales directos utilizados.
  • La imputación sistemática de los costos variables de producción.
  • La imputación sistemática de los costos fijos de producción.

Costos variables de producción

Los costos variables de producción son costos indirectos de producción que varían en función del volumen de producción, un ejemplo de costos generales de producción variables son los materiales indirectos o la mano de obra indirecta.

Los costos variables se establecen a cada unidad de producción con base al uso real de las instalaciones de producción, sin embargo, las cantidades anormales de materiales desperdiciados u otras ineficiencias se contabilizan como gastos en el momento en que se producen.

Costos fijos de producción

Los costos fijos son costos indirectos de producción que permanecen relativamente constantes con independencia del volumen de producción, un ejemplo de este tipo de costos son la depreciación y el mantenimiento de los edificios y equipos de la fábrica utilizados en el proceso de producción.

Los costos fijos se asignan a cada unidad de producción en función de la capacidad normal de las instalaciones de producción, la mayoría de las veces se utiliza el nivel real de producción como capacidad normal, pero  el nivel real de producción debe ajustarse en función de los periodos de inactividad,  por ejemplo, por falta de pedidos, o de las reparaciones imprevistas, este ajuste da lugar a que los costos generales de producción fijos correspondientes se reconozcan inmediatamente en la cuenta de resultados, y no en el costo de las existencias.

Se puede evidenciar que la asignación de los costos generales de producción es obligatoria según la NIC 2, es decir, la entidad no puede decidir excluirlos del costo de los inventarios.

Costo del inventario - NIC 2 1 🔗 Artículo recomendado

Conozca más sobre los costos indirectos

Otros costos

Requisitos generales de los otros costos

La NIC 2 permite que se incluyan en el importe en libros de las existencias otros costos distintos de los de adquisición o transformación, pero debe incurrirse en ellos para llevar las existencias a su ubicación y condición actuales, algunos ejemplos de tales costos son los costos no relacionados con la producción o los costos de diseño para clientes específicos.

Sin embargo, el párrafo 2.16 de la NIC proporciona una lista específica de costos que se excluyen del costo de los inventarios:

  • Los importes anormales de los materiales desperdiciados, la mano de obra u otros costos de producción.
  • Los costos de almacenamiento, a menos que sean necesarios en el proceso de producción antes de una fase posterior de la misma
  • Los costos generales de administración que no contribuyan a llevar las existencias a su ubicación y condición actuales.
  • Los costos de venta.

La NIC 23 establece los criterios para reconocer los costos de préstamo en el costo de las existencias.

Costos de almacenamiento

Los costos de almacenamiento se excluyen del costo de las existencias “a menos que dichos costos sean necesarios en el proceso de producción antes de una fase posterior de la misma”, por lo tanto, el almacenamiento de productos terminados en un almacén no aumenta su costo, lo mismo ocurre con el almacenamiento de materiales o trabajos en curso debido al desfase temporal, por ejemplo, el almacenamiento de ladrillos antes de su traslado a la obra.

Algunos ejemplos de inventarios en los que el almacenamiento es necesario en el proceso de producción son la maduración de ciertos tipos de productos alimenticios, por ejemplo, el queso.

Costos de transporte

Los costos de transporte pueden imputarse al costo de los inventarios siempre que se produzcan  para llevar los inventarios a su ubicación y estado actuales  al mismo tiempo, no pueden ser costos de venta, ya que están específicamente excluidos del costo de las existencias NIC 2.16.

La distinción puede ser difícil de hacer y son posiblemente escenarios distintos cuando se explican con certeza, por ejemplo, el transporte de materiales y trabajos en curso a las instalaciones de producción puede incluirse en el costo de los productos acabados, también se acepta que el costo del transporte de los productos acabados desde la instalación de producción o los almacenes principales de la entidad hasta los puntos de venta al por menor se añada también al costo de las existencias.

Por otra parte, el transporte de las existencias entre los puntos de venta al por menor para que se ajusten a la demanda local, o su transporte desde los puntos de venta al por menor hasta los locales de los clientes, es más probable que se incluya en las actividades de venta y, por lo tanto, debe contabilizarse como costo en la cuenta de resultados a medida que se incurre en él.

Costos generales no relacionados con la producción

El párrafo 2.15 de la NIC establece que es apropiado incluir los costos generales no relacionados con la producción en el costo de las existencias, siempre que estos costos “se produzcan al trasladar las existencias a su ubicación y condición actuales”.

Esto abre las puertas a una gran cantidad de posibilidades de costos generales no relacionados con la producción que pueden asignarse al costo de los inventarios, ya que puede argumentarse que casi todos los departamentos de una entidad contribuyen a situar las existencias en su ubicación y estado actuales, por lo tanto, cada entidad debe establecer su propia política basada en criterios sensatos y teniendo en cuenta consideraciones de materialidad.

Componente de financiación

Cuando se adquieren inventarios a crédito que difieren de las condiciones normales de crédito, por ejemplo, el plazo de crédito es significativamente más largo en comparación con la media del sector, el costo de las existencias se reconoce sobre la base del precio de compra para las condiciones normales de crédito.

La diferencia entre las condiciones normales de crédito y los pagos reales se reconoce como costo de intereses a lo largo del período de financiación según la NIC 2.18. La NIC 2 no es muy elaborada en este punto, por lo que puede ser útil examinar los criterios de la NIIF 15 para determinar si un contrato contiene un componente de financiación significativo.

Deja un comentario