Costos fijos y variables: Qué son, ejemplos y gestión

  • Modo nocturno

Para obtener resultados positivos es importante saber cuáles son los costos fijos y variables y en qué se diferencian el uno del otro, a partir de esto, establecer objetivos para reducirlos es fundamental para una buena administración financiera.

El costo es el valor que tiene la fabricación, producción, distribución y todo lo relacionado con la terminación del producto para que esté disponible para su venta, suponiendo que una empresa fabrica ropa, los conceptos como: materia prima, mano de obra, salarios de los empleados, energía eléctrica, entre otros, se consideran costos, porque son esenciales para la terminación del producto.

Sin embargo, para un correcto control de las finanzas y contribuir con la toma de decisiones, es importante identificar a cada uno y saber cómo interfieren en los resultados.

¿Qué son los costos fijos?

Estos costos presentan un factor de variación minoritario, lo que significa que independientemente del volumen de producción, los costos fijos no cambian, por ende, si la empresa reduce las ventas y, en consecuencia, tiene que reducir la producción, los costos fijos continuarán siendo los mismos.

Los costos fijos juegan un papel importante en el cálculo del precio de venta de los productos, y en el cálculo del punto de equilibrio, adicionalmente, son fácilmente identificables dentro de una empresa.

Los costos fijos más comunes son:

  • El servicio de internet.
  • El servicio telefónico
  • El arriendo.
  • Los útiles de las áreas administrativas.
  • Los útiles de limpieza.
  • Los sueldos del personal administrativo.
Costos fijos y variables: Qué son, ejemplos y gestión 1 🔗 Artículo recomendado

Cómo se clasifican los costos

¿Qué son los costos variables?

A diferencia de los costos fijos, estos costos están directamente relacionados con el volumen de producción, es decir, cuanto mayor sea la producción, mayores serán los costos variables, y también son fáciles de identificar.

Entre los principales costos variables se encuentran:

  • Materia prima.
  • El embalaje.
  • Comisiones.
  • Mano de obra.
  • La energía eléctrica.

Vale la pena mencionar que la energía eléctrica puede ser tanto un costo fijo como variable, ya que se utiliza en distintos departamentos, lo mismo podría suceder con otros costos que son utilizados tanto en el departamento administrativo, como en el departamento de producción, a estos costos también se le pueden conocer como  costos mixtos. 

Al igual que los costos fijos, los costos variables son muy importantes para el cálculo de indicadores, indispensable para una gestión financiera eficaz, haciendo referencia del margen de contribución, este indicador representa cuánto queda del valor de las ventas, después de medir los costos variables.

¿Cómo reducir los costos fijos y variables?

Los costos son parte del ciclo financiero de la empresa, esto quiere decir que, sin ellos no hay producto, sin embargo, es posible llevar a cabo estrategias para reducirlos y así aumentar la rentabilidad de la empresa.

Los informes de contabilidad serán un apoyo importante para averiguar cuándo y qué costos consumen más recursos, los costos variables son los más difíciles de recortar porque están directamente vinculados a la producción, sin embargo, no es imposible.

Con el análisis, el estudio y la planificación en profundidad, se consiguen resultados óptimos, que pueden satisfacer las necesidades del negocio y de sus directivos, las siguientes son algunas acciones que pueden reducir los costos fijos y variables:

1. Control sobre los costos pequeños

En muchas empresas no son conscientes de que los pequeños costos cuando son sumados pueden representar una cantidad considerable de dinero, por ejemplo, puede ser necesario buscar proveedores que vendan productos al por mayor, en el caso de la papelería, útiles de limpieza, entre otros, pueden ser comprados en cantidad para ahorrar.

2. Energía eléctrica

La energía eléctrica, como se mencionó anteriormente, puede ser un costo mixto, es decir, fijo y al mismo tiempo variable, en este aspecto, la energía eléctrica pude representar un gasto considerable para las empresas manufactureras, por ende, algunas estrategias utilizadas son las de realizar adecuaciones estructurales que permitan la entrada de luz natural, en determinado caso también para que no sea necesario el uso de ventiladores o aire acondicionado.

Por otro lado, hoy en día existe maquinaria y equipo de producción que no consumen tanta energía, es aconsejable realizar una proyección y determinar si valdría la pena realizar una inversión en este sentido, como también podría ser una buena opción los paneles solares.

3. La materia prima

Los costos en materia prima son unos de los más representativos dentro de los costos variables, por ende, es una de las secciones que requiere de un control eficaz, siendo aplicable lo mencionado en el primer consejo.

Con base a lo anterior, será necesario concientizar a los empleados para que se reduzcan al máximo los desperdicios de material, dentro del proceso de producción, adicionando que, tener los proveedores que ofrecen el mejor precio del mercado también es indispensable.

Muchas empresas no son conscientes de la suma de pequeños costos pueden representar un costo total significativo al finalizar un periodo, por ejemplo, tener un desperdicio de $50 por producto puede parecer algo poco significativo, pero cuando la empresa fabrica miles de artículos, esos $50 se pueden convertir en millones.

Otra forma de disminuir costos es comprar productos en gran cantidad y de contado.

4. Mano de obra

El salario de los empleados de producción es otro costo variable, en este caso  no se habla de bajar sueldos o reducir personal , sino de aumentar la productividad.

La productividad se traduce en una reducción de costos y, por ende, en una mayor ganancia, un empleado motivado puede ser más productivo lo que hace que en el mismo tiempo laborado, pueda desempeñarse mejor.

5. Documentos y gastos innecesarios

Actualmente el mundo se encuentra atravesando por cambios muy importantes que permiten a las empresas ser más productivas y generar mayor rentabilidad, cosas tan pequeñas como el ahorrar papel puede ser también un costo considerable si se suma todo un periodo.

Con la llegada de la facturación electrónica las empresas ya no deberán imprimir facturas físicas, tampoco documentos equivalentes, entonces por qué no implementar un archivo digital, es más práctico para buscar documentación, no se requieren grandes espacios de almacenamiento y tampoco se requieren grandes cantidades de papel impreso.

2 comentarios en «Costos fijos y variables: Qué son, ejemplos y gestión»

Deja un comentario