Qué es evidencia suficiente y adecuada

  • Compartir
  • Modo noche
  • Modo nocturno

Los procedimientos permiten a los auditores formarse una opinión sobre si los estados financieros del cliente están libres de incorrecciones significativas y representan una imagen fiel, para expresar una opinión, los auditores deben extraer conclusiones relacionadas con diversas partidas de los estados financieros, sin embargo, no pueden llegar a una conclusión relacionada con los estados financieros en ausencia de pruebas de auditoría.

Las evidencias de auditoría representan todos los registros contables que conforman los estados financieros y otra información recopilada por los auditores a efectos de su auditoría, sin embargo, cuando se trata de obtener pruebas de auditoría, existen algunas normas que se deben cumplir, la Norma Internacional de Auditoría que trata de las pruebas de auditoría.

La NIA 500 es la norma que requiere que el auditor recolecte pruebas suficientes y adecuadas para poder formarse una opinión, por lo tanto, es fundamental comprender a lo que se refiere la norma por pruebas de auditoría suficientes y adecuadas.

¿Qué significa evidencia de auditoría suficiente y adecuada?

Aunque la norma se refiere a las pruebas de auditoría suficientes y adecuadas, se trata de dos cosas diferentes, por lo tanto, para entender lo que significan, es fundamental examinar ambas cosas por separado.

Suficiente

La suficiencia es la cantidad de evidencia que los auditores deben recolectar, mientras que el volumen de pruebas de auditoría es subjetivo, la norma permite a los auditores utilizar su juicio profesional para determinar la suficiencia de las pruebas, igualmente, la norma establece que la suficiencia de la evidencia de auditoría depende de los procedimientos que sean apropiados en cada encargo.

Para garantizar la suficiencia de la evidencia de auditoría, los auditores deben obtener y evaluar la evidencia utilizando diversos procedimientos, estos procedimientos incluyen procedimientos analíticos, de confirmación, de indagación, de inspección, de observación y de repetición, entre los demás procedimientos.

Relación con el riesgo de incorrección

La NIA 500 también establece que la suficiencia de las pruebas de auditoría depende de la evaluación del riesgo de incorrección por parte del auditor, por lo tanto, cuanto mayores sean los riesgos percibidos de un encargo de auditoría, mayor será la cantidad de pruebas de auditoría que recojan los auditores, del mismo modo, si los riesgos son menores, la cantidad de pruebas de auditoría que recopilarán será menor.

Sin embargo, la norma también establece que la calidad y la cantidad de las pruebas de auditoría están interrelacionadas, por lo tanto, la suficiencia de las pruebas de auditoría también está relacionada con su idoneidad, además, también indica que la suficiencia de las pruebas de auditoría no puede compensar su falta de adecuación,

La norma dice que los auditores no pueden utilizar la cantidad de pruebas de auditoría como base para justificar pruebas de baja calidad.

Adecuada

Mientras que la suficiencia se refiere a la cantidad de pruebas de auditoría, la adecuación se refiere a su calidad, por lo tanto, la adecuación de las pruebas de auditoría se refiere a la medida de la calidad de las pruebas de auditoría.

La norma también define lo que entiende por calidad, la calidad de la evidencia de auditoría representa su relevancia y fiabilidad a la hora de respaldar la conclusión en la que los auditores basan su opinión, por lo tanto, la idoneidad de las pruebas de auditoría depende de su pertinencia y fiabilidad, cuya diferenciación es fundamental.

Relevancia

La relevancia o pertinencia de las pruebas de auditoría depende de la conexión entre el objetivo del procedimiento de auditoría realizado por el auditor y la afirmación que está comprobando, normalmente, la dirección de las pruebas dicta la relevancia de la información utilizada como prueba de auditoría. Por ejemplo, para verificar la existencia de un activo, la inspección de los activos puede considerarse una prueba de auditoría pertinente, del mismo modo, al comprobar los derechos y obligaciones de un activo, una inspección puede ser inútil.

Además, el procedimiento de auditoría que utilizan los auditores dicta la afirmación que puede verificar, por lo que afecta a su relevancia. Por ejemplo, los auditores no pueden utilizar el recálculo para verificar la afirmación de corte de las transacciones, para cada afirmación, los auditores deben identificar y diseñar los procedimientos de auditoría en consecuencia, el uso de procedimientos añadidos para una afirmación con el fin de compensar la ausencia de otra no se considera una prueba de auditoría pertinente.

Qué es evidencia suficiente y adecuada 2 🔗 Artículo recomendado

Así deben ser las pruebas de detalle

Fiabilidad

El siguiente factor para determinar la idoneidad de las pruebas de auditoría es su fiabilidad, la fiabilidad de las pruebas de auditoría depende de su fuente, su naturaleza y las circunstancias en las que los auditores las obtienen, en la fiabilidad de las pruebas de auditoría, los tres factores desempeñan un papel fundamental, en ausencia de uno de estos factores, la fiabilidad de las pruebas de auditoría puede no cumplir las normas requeridas.

Existen algunas generalizaciones en lo que respecta a la fiabilidad de las pruebas de auditoría, entre ellas se encuentran las siguientes:

  • Las pruebas de auditoría obtenidas de fuentes independientes ajenas al cliente son más fiables que las generadas internamente, sin embargo, estas deben proceder de fuentes externas bien informadas.
  • Cuando las pruebas de auditoría proceden del interior del cliente, la fiabilidad depende de los controles establecidos en relación con las pruebas. Estos controles también definen el factor de las circunstancias en la fiabilidad de las pruebas de auditoría.
  • Las pruebas recolectadas de manera directa por el auditor, por ejemplo, mediante la observación, la inspección o la indagación, son más fiables que las pruebas de auditoría obtenidas indirectamente o mediante la participación del cliente.
  • Las pruebas de auditoría en forma escrita, ya sea en papel, en formato electrónico o en cualquier otro medio, son más fiables que las pruebas de auditoría obtenidas oralmente. Es la razón por la que la norma considera que la indagación es insuficiente por sí sola.
  • Las pruebas de auditoría en forma de documentos originales y no de fotocopias o escaneados se consideran más fiables que otras formas de pruebas de auditoría, en el caso de las pruebas de auditoría no originales, la fiabilidad depende de las circunstancias o los controles existentes en el cliente.

Factores que afectan a la obtención de pruebas de auditoría suficientes y adecuadas

Varios factores pueden afectar a la posibilidad de que los auditores obtengan evidencia suficiente y adecuada, algunos de estos factores son los siguientes:

Riesgo de incorrecciones materiales

El riesgo de incorrección material de un cliente dicta la suficiencia y adecuación de las pruebas de auditoría, el riesgo de incorrección material consta además de dos tipos, los riesgos inherentes y los de control. Por lo tanto, la naturaleza del cliente, especialmente su sector, procedimientos, procesos, etc., y sus controles internos influyen en que las pruebas de auditoría obtenidas por los auditores puedan considerarse suficientes y adecuadas.

Materialidad

La materialidad del encargo de auditoría también afecta a la suficiencia y adecuación de las pruebas de auditoría obtenidas, en caso de que la materialidad de un encargo de auditoría sea mayor, los auditores también necesitan aumentar la calidad y la cantidad de las pruebas que deben reunir, en el caso de clientes de menor importancia, los auditores pueden necesitar menos procedimientos.

Experiencia previa

La experiencia previa de los auditores con un cliente también dicta una evidencia de auditoría suficiente y adecuada, cuando los auditores continúan un encargo de auditoría en el año siguiente, deben determinar si se ha producido algún cambio en el cliente y cómo afectan estos cambios a los procedimientos de auditoría que realizan. Por lo tanto, a través de la evaluación de los cambios, los auditores también pueden determinar lo que consideran como evidencia suficiente y apropiada para el próximo período.

Fuente de pruebas

Como se ha mencionado anteriormente, la fuente de las pruebas de auditoría también desempeña un papel fundamental a la hora de considerarlas suficientes y apropiadas, los auditores pueden remitirse a las generalizaciones expuestas anteriormente para determinar si una fuente de pruebas de auditoría puede producir evidencia suficiente y adecuada.

Fiabilidad de las pruebas

La fiabilidad de las pruebas de auditoría también es un factor a tener en cuenta, como se ha mencionado anteriormente, la fiabilidad de las pruebas afecta directamente a la adecuación, que a su vez está relacionada con la suficiencia, los auditores deben referirse a los puntos de fiabilidad mencionados al evaluar las pruebas.

Arturo Quiroga

Contador público de la Universidad Cooperativa de Colombia, especialista en gerencia y administración financiera y, magíster en dirección y gestión tributaria, con más de 10 años de experiencia trabajando como asesor en áreas administrativas, contables y tributarias del sector privado.

.

Deja un comentario