0

El proceso de restitución de inmueble arrendado es utilizado cuando un arrendatario no cumple con la obligación de pagar el valor del arrendamiento según lo pactado en el contrato de arrendamiento y, adicionalmente, tampoco quiere entregar el inmueble a su arrendador, en este caso el arrendador debe acudir ante la ley para que su inmueble le sea devuelto.

Además de no pagar el valor del canon de arrendamiento también existen otros motivos por los cuales se puede dar por terminado el contrato de arrendamiento, los cuales se encuentran aquí.

¿Cómo iniciar el proceso?

La ley requiere que, como primera medida para que se restituya el inmueble, se trate de realizar una conciliación entre arrendatario y arrendador, proceso que se puede llevar a cabo por medio de un centro de conciliación, defensoría del pueblo o una notaría.

El arrendador también dispone de la opción de dar por terminado el contrato de arrendamiento directamente comunicando al arrendatario la situación, para esto se debe citar el artículo 22 Ley 820 de 2003, tratándose de un arrendamiento de vivienda urbana, lo más aconsejable es que exista evidencia de este procedimiento.

Ante la omisión del arrendatario para entregar el inmueble, el arrendador debe proceder a establecer una demanda civil al arrendatario, de este modo, un juez debe solicitar que se devuelva el inmueble y que se reparen los daños causados.

Tenga en cuenta que:

  • Este proceso no tiene ningún costo
  • No requiere abogado cuando la demanda sea inferior a los 40 salarios mínimos mensuales legales vigentes.
Changed status to publish